lunes, 31 de octubre de 2011

MURALES LATINOAMERICANOS: Arte y cultura por las calles de la ciudad


















Una galería de murales latinoamericanos, un estallido de color y de alegría, en medio del trajinar de las calles, combinando la belleza ingenua del dibujo con la denuncia social, testimonio de la vitalidad artística y humana de la América Latina.

El arte del mural suele estar asociado a valores como la participación popular, el trabajo comunitario, la creatividad, el uso de la simbólica que define las señas de identidad del pueblo, expresando la conciencia que tiene de sí mismo, de su propio imaginario, de sus esperanzas y proyecto de futuro.

Caracas, México, Lima, Santiago, Bogotá,..ciudades latinoamericanas abiertas, creativas, llenas de vida y juventud, cada una construyendo su sueño de humanización, la conquista de un espacio social inclusivo, alternativo, solidario.

Para un barrio la construcción de ese pequeño espacio para soñar a veces empieza pintando juntos un mural alusivo a los valores de la comunidad, un acontecimiento que es capaz de alimentar el orgullo por el lugar donde se vive.

En muchos murales están presentes los signos que denotan la profunda religiosidad de los pueblos latinoamericanos, destacándose especialmente la presencia de Jesús, y de la Santísima Virgen. Que ellos conduzcan los sueños de justicia y solidaridad de América Latina, y protejan siempre a quienes transitan por sus calles día tras día.

domingo, 30 de octubre de 2011

VEN, ESPÍRITU SANTO


Una canción que he reencontrado, y que escuché en las asambleas de oración de la Renovación allá por los ochenta, o los noventa, cuando la cantaba con entusiasmo juvenil, invocando esa fuerza renovadora del Espíritu Santo, la gran promesa de Jesús para su pueblo.

El Espíritu Santo es brisa fresca que rejuvenece generación tras generación la vida de la Iglesia.

El Espíritu Santo es el consolador en la hora de la prueba, el defensor. 

El Espíritu Santo testifica la presencia de Jesús Resucitado, viviendo entre nosotros.

Cuando vas a tomar alguna decisión en tu vida, ¿pides el consejo del Espíritu Santo?

Cuando sales cada mañana a trabajar, ¿invocas la guía del Espíritu Santo?

¿Qué papel tiene el Espíritu Santo en nuestras vidas como discípulos de Jesús? Él dijo que sería como un torrente de agua viva, que nos recordaría sus palabras, que nos convencería de la verdad, que con su fuerza seríamos sus testigos en Jerusalén, en Samaría y hasta las confines de la tierra.

Hoy domingo, que baje a nuestros corazones el fuego del Espíritu, que encienda nuestra alabanza y nuestra adoración a Dios.

Ser cubiertos por la sombra del Espíritu Santo, para que Cristo Jesús sea formado en nosotros y nosotras, como se formó en el vientre virginal de María de Nazaret.

Y que recibamos el eterno gozo, la alegría de sabernos amados por el Señor, perdonados por su gran misericordia, liberados por su sangre, curados de nuestras heridas y pecados, alimentados con el pan de la Eucaristía, enviados a anunciar sus maravillas a nuestros hermanos y hermanas.

Sí, ven Espíritu Santo, ven a nuestras vidas en el santo nombre de Jesús. Amén.

HOY: Funky, reggeaton y rap cristiano

Un interesante vídeo de Funky, cantante cristiano de reggeaton y rap: Hoy.

Situarnos en el momento presente que Dios nos regala, en este aquí y en este ahora de nuestra existencia, para vivir el regalo de elegir libremente a Cristo, el amigo que nos acompaña en cada jornada.

Con respecto al pasado no podemos hacer nada, sólo depositarlo a los pies de la cruz, rendirlo delante de Dios, y reconocernos frágiles y necesitados siempre de la misericordia inmensa de nuestro Señor.

El futuro tampoco debería angustiarnos, dice el Evangelio que aún las cosas más pequeñas escapan de nuestro control. Dejemos las cargas en las manos de Dios, lo que nos amenaza y nos quita la paz, y abandonemos nuestras vidas en su amor que siempre nos cuida.

Ni el pasado, ni el futuro, sólo nos queda el hoy, este momento de gracia y bendición para caminar en la luz, trabajar, servir a nuestros hermanos y hermanas, orar y alabar a Dios, leer su Palabra, compartir con nuestros familiares, amigos, vecinos,...

Seamos felices hoy, sin lamentaciones por el pasado, ni agobiados por lo incierto de nuestro futuro. 

Algunos cristianos postergan su entrega a Jesucristo para más adelante,... ¡no lo dilatemos más!,

Que nuestro corazón sea completamente para Jesús, centrados en la promesa del día, pues la gracia que necesitamos se nos ha dado ya, y en abundancia.

Pidamos al Espíritu Santo que acreciente en nosotros el don de la entrega, y la confianza para centrarnos en Jesús en el ir y venir de cada hoy que nos toca vivir.

EL LENGUAJE DE LOS DOCENTES: las palabras de una profesora


Cuando estaba para terminar mis estudios universitarios, viví una experiencia con una profesora que me demostró el inmenso poder que pueden tener las palabras en la actitud y el desempeño de un estudiante.

Estaba en el séptimo semestre de la carrera de Trabajo Social, y debía cursar la asignatura de Prácticas Profesionales en el centro comunal de una barriada popular de Caracas, en un sector conocido por su alto nivel de inseguridad. En ese tiempo, mi experiencia de trabajo en zonas de ese perfil era nula, por lo que me encontraba bastante tenso y nervioso, a tal punto que pensé en abandonar la carrera, y no seguir estudiando.

El primer día de clase, después de tener que atravesar algunos sitios que me parecieron peligrosos, le expuse a la docente el dilema interior que estaba viviendo. Tras escucharme con atención, reconociendo con empatía mis sentimientos, me invitó a que me diera un tiempo para adaptarme a la nueva situación, a que tomara mi aprendizaje en Prácticas como un proceso humano y profesional, y a que estuviera relajado.

Pero lo que más me sorprendió fue cuando me manifestó que se había tomado la molestia de recabar información sobre mí, por lo que tenía altas expectativas de mi desempeño como estudiante, y, además, estaba convencida que lo iba a lograr, que iba a dar lo mejor de mí mismo en el centro comunal.

A continuación comenzó a hablarme de la necesidad de que confiara en mi mismo, que me apoyara en mis éxitos pasados, en mi potencial, en mis recursos, y que valorara todo lo que había luchado, las dificultades que había superado, hasta llegar al punto donde me encontraba.

Recuerdo que me fui a casa, y me pasé el fin de semana pensando que no podía defraudarme a mí mismo, y que debía responder a las altas expectativas que tenía la profesora de mí.

De más está decir, que mis tres semestres de Prácticas Profesionales fueron realmente inolvidables, y que mi rendimiento como estudiante fue mucho mejor de lo esperado. Las palabras de la profesora tuvieron el efecto de despertar lo mejor de mí mismo, y de alimentar esa magia que es la autoestima, la fuerza que mueve nuestros recursos interiores, la verdadera palanca para el desarrollo personal.

Han pasado los años, ahora que soy docente me doy cuenta de lo importante que es saber hablar a los alumnos, de tal manera que las cosas que les digo acreciente en ellos la fe y la confianza en ellos mismos, en sus inmensas posibilidades, en sus recursos.

El punto es dirigirse a los alumnos reconociendo sus emociones y sentimientos, enfatizando lo verdaderamente positivo que tienen, sin dejar por eso de corregir sus errores o de sancionar sus conductas inadecuadas, pero dejando claro que ellos son personas sumamente valiosas e importantes, capaces de lograr grandes cosas.

El poder del acto educativo está en la relación alumno-profesor, en la influencia que el verdadero maestro ejerce sobre el alumno, en cómo contribuye a la formación de un autoconcepto positivo en el discípulo.

Enseñemos a los alumnos y alumnas que son valiosos, dignos de respeto y consideración, para que logren creer en ellos mismos, y sean capaces de valorar, respetar y considerar a los otros de la misma manera.

Es más, estoy convencido que cuando una persona se respeta así misma, se valora y se considera, suele dispensar a los demás el mismo trato que tiene consigo misma.

Espero seguir reflexionando en el Blog sobre este importante tema, que tanto ha marcado mi vida profesional.

jueves, 27 de octubre de 2011

BELLEZAS DEL MUNDO: El cielo de Canarias

Un vídeo, sencillamente, espectacular, realizado y producido por el fotógrafo y astrofotógrafo que vive en Tenerife, Daniel López: El cielo de Canarias 

Algunas escenas del vídeo:

- "La Catedral" en el llano de Ucanca, toma nocturna con el Planeta Júpiter cruzando la escena.

- El Árbol de Piedra (Roque Cinchado) con un Tajinaste apuntando a la estrella polar.

- Tajinastes "nocturnos", El Tajinaste Rojo, endemismo Canario que florece en primavera.

- El "Gorro" en el Teide. Formación de una nube conocida como gorro en el pico del Teide.

- "Cascadas de nubes" que atraviesan las montañas como ríos de nubes multicolor.

- Mar de nubes rompiendo contra las montañas al igual que lo hiciera el mar.

- Gran charco de agua en el llano de Ucanca donde estrellas y nubes lenticulares se reflejan.

- Tajinastes nocturnos con la Vía Láctea saliendo por el horizonte tomada con un raíl dolly.

- Vídeo del Sol poniéndose y un doble "rayo verde".

- Pléyades y la galaxia de Andrómeda entre rocas en las minas de San José.

- Escenas espectaculares de la puesta de sol en el Parque Nacional del Teide con nubes y movimiento dolly.

- Arco Iris desde el Parque Nacional del Teide.

- Halos multicolor alrededor de la Luna.

- Nubes estacionarias que permanecen horas en el mismo sitio ven como cambian sus colores por la puesta de Sol.

Alabemos a Dios por las maravillas de la creación, por la belleza sin igual de nuestra tierra canaria.

"Cuando contemplo el cielo, obra de tus manos, la luna y las estrellas que has creado, qué es el hombre para que te acuerdes de él, el ser humano para darle poder"  (Salmo 8)

miércoles, 26 de octubre de 2011

HALLOWEEN...¿Qué hacemos?


Miguel A. Pastorino, en su blog de la página Religión en Libertad, ha escrito un interesante artículo sobre el significado de la festividad de Halloween, y la postura que hemos de tomar los cristianos y las cristianas frente a los valores, y al contenido, que representa dicha celebración.

Les confieso que el tema me preocupa, ya el año pasado escribí por estas fechas una entrada en este blog sobre la fiesta de Halloween (véase: Halloween ¿una celebración inofensiva?). Al acercarse de nuevo el 31 de octubre, considero muy oportuno el aporte de Miguel A. Pastorino, destacando sobre todo el enfoque educativo y pastoral de su reflexión.

Dado el interés que reviste para nosotros como profesores de Religión, reproduzco integralmente a continuación el artículo citado:


 "Hace pocos días vi una propaganda de cubrecamas y toallas para niños, estampadas con la imagen de un ataúd que contenía una sonriente calavera. Me pregunté: ¿por qué puede llegar a fabricarse algo tan morboso para un niño? ¿Le gustará a alguno irse a dormir viendo la imagen de la muerte en su propia cama? Al comentar mis dudas me dijeron: ¡es que se viene la fiesta de Halloween
 En efecto, durante la noche del 31 de octubre cada año se ha extendido con más fuerza, especialmente entre niños y adolescentes, el festejo de Halloween.
 
Cuando se acerca la fecha se escuchan todo tipo de opiniones acerca del tema. Desde quienes demonizan la fiesta, pensando que si sus hijos se disfrazan de vampiros, estarán rindiendo culto al mismo Lucifer, hasta quienes dicen: “es una fiesta inocente, burlesca y sin ninguna connotación religiosa o filosófica”. Por eso, muchas instituciones educativas las promueven “porque divierte mucho a los niños”. Ese parece ser el más fuerte argumento: ¡es divertido! Pero pocos parecen caer en la cuenta de que Halloween está suplantando, nada menos que a la Fiesta de Todos los Santos que la Iglesia celebra el 1º de noviembre.

En los orígenes…

El nombre Halloween es la deformación americana del término, en el inglés de Irlanda, «All Hollows´ Eve»: Vigilia de Todos los Santos. Debido a la costumbre inglesa de contraer los nombres para una pronunciación más rápida y directa, esto derivó en el definitivo "Halloween", aunque la fiesta religiosa original nada tiene que ver con la celebración del Halloween actual.

Esta antiquísima fiesta cristiana llegó a Estados Unidos junto con los emigrantes irlandeses, que tenían una profunda devoción por los santos. Y allí echó raíces para sufrir paulatinamente una radical transformación, perdiendo el sentido católico de esa noche y acentuando el aspecto lúgubre y morboso, lleno de terror y fantasmas, donde los muertos se alzan atormentando a los vivos. 

Halloween no es más que la última versión, secularizada y repaganizada, de una fiesta católica, que se fue transformando en un carnaval del terror y en una gran oportunidad para el consumo. Actualmente muchos están buscando, en su versión “New Age”, sus raíces paganas, reorganizando un nuevo calendario esotérico. 

Antes del cristianismo

La fiesta se remonta, en realidad, a tiempos anteriores al cristianismo. Hacia el siglo VI antes de Cristo, los antiguos celtas del norte de Europa celebraban el 1 de noviembre, como el primer día del año. La fiesta de Samhein, fiesta del sol, que comenzaba la noche del 31 de octubre, marcaba el fin del verano y de las cosechas. Los colores del campo y el calor del sol desaparecían ante la llegada de los días de frío y oscuridad. Creían que en aquella noche, el dios de la muerte permitía a los difuntos volver a la tierra, fomentando un ambiente de muerte y terror. La separación entre los vivos y los muertos se disolvía aquella noche, haciendo posible la comunicación entre unos y otros. Según la religión celta, las almas de algunos difuntos estaban atrapadas dentro de animales feroces y podían ser liberadas ofreciendo a los dioses sacrificios de toda índole, incluso sacrificios humanos.

Creían que esa noche los espíritus malignos, fantasmas y otros monstruos salían libremente para aterrorizar a los hombres. Para aplacarlos y protegerse se hacían grandes hogueras y, disfrazándose de maneras macabras, trataban de pasar desapercibidos a sus miradas amenazantes.

Cuando los pueblos celtas se convirtieron al cristianismo, no todos renunciaron a las costumbres paganas. En el siglo VIII, el cristianismo colocó la fiesta de Todos los Santos el 1º de Noviembre, quedando así la noche del 31 de octubre, como la Vigilia de esa gran fiesta. La coincidencia cronológica generó no pocas supersticiones sincretistas, que mezclaron la fiesta de los santos, con las antiguas creencias celtas.  

Sin embargo el “Halloween” que hoy se celebra muy poco tiene que ver con los celtas, y menos aún con la fe cristiana. Es un fenómeno completamente estadounidense.

Los mejores consumidores del nuevo mercado: niños y adolescentes. 

Obviamente, ante una globalización cultural, Uruguay no podía pasar mucho tiempo sin adoptar los nuevos “cultos” de la sociedad de consumo, en una resignada digestión que asimila cuanta frivolidad venga de parte del dios mercado

Asistimos en Halloween a una proliferación de artículos más o menos macabros, como calaveras, esqueletos, brujas, vampiros, tableros ouija, y un sinfín de productos en la línea del ocultismo. 

Aparentemente no se presenta como una oferta religiosa, sino como una parodia de la religiosidad cristiana auténtica, con fines preferentemente consumistas: vender productos de carnaval, además de espacios publicitarios en las películas de terror y sitios en internet. Halloween se propone comercialmente como una fiesta joven, divertida, diferente, «transgresora». Y aquí, niños y adolescentes son los destinatarios privilegiados del nuevo producto... 

¿Sólo diversión? En el umbral del espiritismo...

Pero tampoco puede considerarse como un mero fenómeno comercial, ya que se ha transformado en una fiesta importante del calendario neopagano y muchos movimientos, películas, literatura, y diversas propuestas culturales fomentan, a la luz de esta fiesta, creencias de tipo gnóstico, esotérico y espiritista, claramente opuestas a la fe cristiana. 

Nos parece importante tomar conciencia de la cantidad de niños y adolescentes que adhieren ingenuamente a un sinfín de creencias ocultistas, gracias a la  poca capacidad crítica de sus padres y educadores frente a la colonización cultural en la que nos encontramos. No son pocos, los que cada vez son más permeables y crédulos para traer de los pelos todo tipo de propuestas espirituales y ocultistas que estén de moda, sin percibir sus reales contenidos a primera vista. Si un padre no está de acuerdo con la religiosidad ocultista, ¿tiene que aceptar que le impongan a sus hijos la fiesta de Halloween en su jardín o escuela en la versión pagana?
 
Para darse cuenta de la magnitud del fenómeno, basta consultar cuanto ha crecido entre niños y adolescentes la creencia en el contacto con los difuntos -de tipo espiritista- y el miedo a fenómenos ocultistas, o el interés por lo paranormal. Si bien la culpa no es de la fiesta de Halloween, ella se ha vuelto parte de la propuesta cultural esotérica y espiritista que prolifera ya en gran cantidad de películas, telenovelas, dibujos animados y videojuegos. Y la avalancha de materiales que reciben los niños siempre están educando en un contenido, sea explícito o implícito. Siempre se transmite una visión del hombre que sienta las bases para opciones que pueden venir un poco más tarde.

Lo más preocupante y contradictorio es que los principales promotores y organizadores de estos festejos sean, en su mayoría, los propios padres y educadores. Y más preocupante para nosotros es que pasen olímpicamente en instituciones católicas con el argumento de: ¡es divertido! ¡Cómo si algo por ser divertido automáticamente fuera inofensivo y justificable!

¿Qué hacemos entonces con Halloween?

No pensamos que haya que condenar demonizando la fiesta, pero sí informar al menos sobre el origen y sentido del fenómeno, y ver que se da una excelente oportunidad para hablar de los santos, la muerte y la vida eterna (en vísperas del 1 y 2 de noviembre) anunciando la buena noticia del amor de Dios que nos salva, rescatándonos de toda forma de mal. 

Un especialista europeo en este tema (P. Gulisano), recomienda a padres y educadores:
"Educadores y familias deberían movilizarse contra la falta de educación, de buen gusto, contra la profanación del misterio de la muerte y de la vida tras la muerte, pero no es fácil ir contra corriente, desafiar las modas imperantes.

Entonces se puede hacer fiesta en Halloween, recordando lo que este día ha significado durante siglos y lo que sigue testimoniando. Hay que salvar Halloween, dándole todo su antiguo significado, liberando esta fiesta de la dimensión puramente consumista y comercial y sobre todo extirpando la pátina de ocultismo sombrío del que ha sido revestida.
Por tanto, aconsejaría organizar la fiesta y explicar claramente que se está festejando a los muertos y los santos, en modo positivo e incluso simpático para que los niños sean educados en una visión de la muerte como un acontecimiento humano, natural, del que no hay que tener miedo...

En mi opinión se puede y se debe hacer fiesta. El 1 de noviembre, que fue el Año Nuevo celta y luego Todos los Santos, es una festividad extraordinaria para los cristianos, y no vale la pena dejarla en manos de charlatanes y ocultistas. No hay que tener miedo del Halloween «malo», y por esto hay que conocerlo bien. Halloween, de todas formas, no se puede ignorar, y forma parte ya del escenario de nuestros tiempos". (Entrevistado por Zenit). 

Una educación responsable

Si bien es verdad que muchos niños solo lo celebran como una mera diversión, no es menos cierto que el mundo de los espíritus y la brujería es cada vez más cotidiano para ellos y se les despiertan muchas dudas sobre estos temas.

Mientras sigue avanzando una visión secularista y pragmática de la vida, dejando a Dios de lado, crece una gran avidez por lo oculto y lo extraño. Progresivamente nos encontramos con una mayor superstición y credulidad en antiguos mitos paganos... y el imaginario de chicos y grandes parece ser asaltado por toda clase de fuerzas ocultas, fantasmas y hechizos. 

Sin la fe en Dios, el ser humano se arrastra hacia la necesidad de protegerse de fuerzas extrañas que no puede dominar, llenándose de miedo y buscando solución en ese mismo mundo lleno de espíritus, fantasmas y "energías". 

Como cristianos, profesamos que solo Jesucristo nos libera de la muerte y de toda forma de mal. Solo Él es la luz que brilla en la oscuridad de los largos inviernos espirituales del hombre. Solo El le da sentido al sufrimiento con su Cruz. Solo El es vencedor sobre el horror y la muerte. Solo Dios basta para quién ha recibido la gracia y vive como discípulo de Cristo. 

Seguir a Jesús, y celebrar los santos en la víspera del 1 de noviembre, es celebrar la vida, la victoria del amor sobre el odio, la victoria de la vida sobre la muerte, la victoria de Jesucristo que es nuestra, porque estamos unidos a él.

No creo que haya recetas para desafíos de este tipo, pero lo que se puede pedir a cualquier cristiano es un mínimo de discernimiento y responsabilidad frente al consumo de fenómenos que si en sí mismos pueden parecer inofensivos, abren la puerta a no pocos peligros y tergiversaciones del sentido de la vida y de la muerte, del sentido de la diversión y de la fiesta. Enseñarle a los niños el verdadero contenido de la fiesta en una visión crítica, es parte de una educación responsable."

Miguel Pastorino, 
Director del Dpto. Comunicación Social de Arquidiócesis de Montevideo 

Fuente original: Religiónenlibertad.com

ESTADOS UNIDOS: controversias por una estatua de Jesús

Polémicas por un monumento que surgió en un predio público. Los que están en contra: «Es un ícono religioso». Los que están a favor: «Es parte de nuestra historia, ¿qué daño puede causar?»
"Está por ahí desde hace más de cincuenta años, perdida entre los bosques y las nieves de Montana. La túnica turquesa y los brazos abiertos para acoger a los esquiadores del Whitefish Mountain Resort. Un poco kitsch, sin preocuparse demasiado y saciando la curiosidad de algunos turistas. Por supuesto, con el paso del tiempo, se ha vuelto algo famosa.
 
Hace algunas semanas, hizo su aparición la “Fundación por la Libertad de la Religión”: «Señores, esa estatua se encuentra en suelo público. Es un ícono religioso y como tal viola el principio según el cual el gobierno federal no puede favorecer o promover ninguna religión. Hay que llevarla a una propiedad privada».
 
Y así, la estatua de Jesús, esculpida en 1953 en honor de los veteranos de la Segunda Guerra Mundial (quienes la habían hecho erigir, inspirándose en las que vieron en las montañas europeas durante el conflicto), recibió una notificación oficial. Porque, aseguran, está en juego el principio de la separación entre el estado y la iglesia. 
 
El «dueño», es decir el Servicio Forestal, sobre cuyo pedacito de tierra se erige la amenazante estatua, se asusta y envía la notificación a la sección local de una organización católica, los Caballeros de Colón, que en estas décadas se han ocupado de mantener el monumento. 
 
Los Caballeros indican que mover el Jesús, dado la fragilidad del material, podría ser «fatal».
 
El veredicto de la política llega inexorable: un senador republicano indica que la estatua, en virtud de su significado histórico, podría ser incluida en la lista del patrimonio nacional de los lugares de interés histórico. Prohibido, pues, moverla. Desde la Fundación replican hablando de «engaños y ficciones».
 
En resumen, la historia, como refien la Associated Press y el “Washington Times”, recuerda la atmósfera de las anécdotas de los años 50 de Giovannino Guareschi.


 ¿Cómo irá a terminar la historia? El Servicio Forestal se toma su tiempo. «Es un asunto complicado; veremos».

Los residentes de la zona, según lo que indica el periódico, sostienen que no entienden el clamor que ha suscitado el caso. «¿Por qué no nos dejan en paz? Nos hemos encariñado de la estatua, forma parte de nuestra tradición». 
 
Él, el Jesús de la Big Mountain, sigue estando por ahí. Sin papeles (tal vez) y bendiciendo."

Mauro Pianta - Turín

Fuente originalVatican Insider 26/10/2011

martes, 25 de octubre de 2011

NICKELBACK: When we stand together - Cuando permanecemos juntos

Una canción del grupo Nickelback que me ha sacudido por dentro: When we stand together. En español: "cuando permanecemos juntos".

La letra me llega quizás porque comparto con estos jóvenes la misma experiencia de cansancio frente a tantas palabras vacías, tanto discurso hueco, tanta pose "políticamente correcta", ...mientras la caravana de los dolores de nuestro mundo globalizado sigue su marcha.

Nos quieren convencer que es normal, y hasta saludable, que padezcamos los destrozos de una política económica neoliberal aplicada sin anestesia.

Que es normal que grandes sectores de la humanidad vivan situaciones de pobreza e injusticia.

Que es normal  la guerra y la represión.

Que es normal  la dictadura de los mercados.

Que es normal que los niños mueran por desnutrición.

Que es normal que a la gente que se queda en el paro le quiten su vivienda por no pagar su hipoteca. Familias enteras a la calle, sin contemplaciones humanitarias de ninguna especie, así, plan bestia, sancionado por leyes, jueces, banqueros y políticos.

¿Somos humanos? 

¿Cómo puede dormir un banquero por la noche en su piso de lujo, habiéndole quitado la vivienda a una familia y esclavizándola con una deuda eterna, porque ni siquiera arrebatándole la casa se termina su deuda?

El mayor mal de todos: la indiferencia, especialmente la indiferencia de los buenos.

Es la hora de despertar, de hacer algo, de salir de nuestro conformismo.

Concienciarnos.

Ya se sabe que nos quieren aislados, rotos, como átomos sueltos en una gran masa de aire y vacío.

Pero vemos ahora, aquí y allá, jóvenes que se alzan y empiezan a unirse, ...reflexionan juntos, se conectan en las redes sociales, buscan respuestas: el norte de África, Estados Unidos, España, Europa,...

El estribillo de la canción es profético:  si permanecemos unidos, ganaremos.

La luz está dentro de cada uno, inside, eso también lo dice la canción.

We must stand together: debemos permanecer unidos ¡ Y no dejarnos dividir!

Para no vivir de espaldas a la ética, para transformar la lógica de la ganancia, en una lógica nueva: la lógica del amor.

¡Qué sabor cristiano encuentro en la letra de esta canción!

Un excelente recurso para compartir con los alumnos y alumnas en clase de Religión.

Como la canción está en inglés, les presento este vídeo con los subtítulos en español.

domingo, 23 de octubre de 2011

DIOS DE ESTA CIUDAD: Apostando por la esperanza



En estos últimos años, por lo menos por estos lados del planeta, las malas noticias se han sucedido una tras otra, sin darnos mucha tregua: crisis económica, desempleo, desahucios, aumento de la pobreza, recortes sociales,... y pare usted de contar.

La pesadilla de los mercados, con su lógica implacable, aplasta nuestra débil economía. 

El  costo social de las medidas gubernamentales, dirigidas a salvaguardar los intereses de los grandes capitales, tienen un fuerte impacto en la calidad de vida de los ciudadanos.

Y en nuestro estado de ánimo también.

Los políticos, no sé si ustedes opinan lo mismo, dan la impresión de ser unos mandados. Se reunen muy circunspectos cada dos o tres semanas en Bruselas o en Berlín, hacen discursos al viento que nadie cree, ...y declaraciones van, ...y declaraciones vienen, ...pero no pasa nada de nada.

Pienso en mis hermanos del pueblo griego, aparentemente culpables de los desmanes de la economía europea, pienso en Portugal, en Irlanda, en la misma España con sus casi 5 millones de parados, con su negra estadística de más de 250 desahucios diarios, con sus recortes en sanidad y educación.

Razones para la desesperanza hay, pues, para regalar.

Y sin embargo.

Los cristianos creemos que más allá de los avatares de la economía y del aparente triunfo del mal y la injusticia, Dios está presente y es el Señor de la historia.

Sí, Dios no está ausente, ni puede estarlo, de esta ciudad secular. El hace suyas las lágrimas y las angustias de los hombres y mujeres que transitan por las calles del mundo.

Sabemos que respeta nuestra libertad hasta límites insospechados, que hemos de poner nuestro hombro y construir la historia con nuestro trabajo, para que se transforme en historia de salvación y liberación.

Más allá de noticieros y estadísticas, de hecatombes financieras y turbulencias monetarias, somos gente de esperanza . 

La esperanza nos despierta, nos impide permanecer pasivos o resignados, nos sacude, y nos pone a caminar.

Sí, claro que sí, ¡se pueden cambiar las cosas!

No se trata de un optimismo ingenuo, sino de una actitud proactiva que nace de la confianza y la seguridad que tenemos en el Dios de la vida que camina con nosotros, y quiere lo mejor para sus hijos e hijas.

La esperanza nos hace tener iniciativa, plantar cara a las dificultades, ser audaces, ¡movernos!, y luchar, y orar, por cambiar las cosas.

Provocar movimientos en la línea profética del Evangelio.

Lo siento mucho por los que andan anunciando años y más años de dificultades, pero no nos vamos a sentar a esperar a que cambien las cosas por allá en el 2014 o 2015, ...¡Ni de broma!

Oremos, y trabajemos, para que el Dios de esta ciudad nos libre de la tentación de acostumbrarnos a la crisis, de resignarnos, de quedarnos parados, como si nada pudiéramos hacer.

Oremos, y trabajemos, para que en medio de tantas malas noticias, florezca la esperanza cristiana, que es profecía y pasión por la gloria de Dios, escondida en el rostro de cada ser humano que puebla la ciudad. 

Escuchemos esta producción de Blest, una versión en español de la conocida canción de Chris Tomlin, God of this City

Un vídeo interesante para compartir en clase de Religión.


sábado, 22 de octubre de 2011

DOMUND ECUADOR 2011: Himno "Así los envío yo" (Jn. 20,21)



Un bello himno para celebrar la jornada del Domund 2011: Así los envío yo, de la OMP de  Ecuador.

A través de las imágenes del vídeo se denota ese carácter abierto del pueblo ecuatoriano, su sencillez, su cercanía con todos, y esa sonrisa con la que confiesa la fe que quiere anunciar por los caminos y paisajes del mundo.

Viendo el vídeo nos damos cuenta que ser misionero es compartir con los pobres de la tierra la buena noticia del Evangelio.

Es sentirse enviado por el Señor para que continuar en nuestro "hoy" su ministerio mesiánico: consolar a los afligidos, curar a los enfermos, liberar a los oprimidos, construir la justicia y la fraternidad entre las personas.

Es anunciar a Jesucristo, Hijo de Dios, nacido de María Virgen, muerto en la Cruz, Resucitado de entre los muertos, Señor y Mesías Salvador, por quien hemos recibido todos los bienes.

Los emigrantes ecuatorianos están presentes en nuestra Iglesia española, han venido a labrarse un futuro de esperanza, nos han traído también el testimonio de su fe cristiana, fuertemente enraizada en América Latina.

A veces pienso que muchos emigrantes latinoamericanos en España, entre ellos los ecuatorianos, tienen una misión evangelizadora que cumplir entre nosotros. Dios lo sabe.

Porque un cristiano, una cristiana, vaya a donde vaya, es siempre misionero o misionera.

Un gran abrazo a todos los hermanos y hermanas ecuatorianos que visitan este blog


DOMUND 2011: Carteles de todo el mundo - World Mission Sunday: posters worldwide

Domund Reino Unido
Domund Italia
Domund Austria
Domund España
Domund Francia

Domund Perú

Domund Ecuador
Domund Costa Rica

Domund Argentina

Domund Portugal
Domund España

Domund Las Palmas - España

Domund Venezuela

Domund Colombia

Domund España
Domund Perú

Domund Uruguay

Domund El Salvador
Domund Estados Unidos

Domund Eslovenia

Domund Eslovenia

Domund Italia

Domund Ucrania
Domund Reino Unido

Domund Irlanda
Domund Polonia

Domund Panamá
Domund Canadá

Domund Suiza
Domund México
Domund Alemania

Domund República Checa
Domund Australia



El domingo 23 de octubre se celebra el DOMUND (Domingo Mundial de las Misiones), en inglés World Mission Sunday, una celebración que nos recuerda la vocación misionera de toda la Iglesia, y la apremiante necesidad de ser generosos, y de contribuir con nuestro aporte, y nuestra constante oración, al sostenimiento del trabajo misionero.

He querido reunir aquí una sugerente galería de carteles de iglesias de diferentes países, anunciando esta fecha tan especial del calendario católico.

Diversos contextos geográficos, idiomas, culturas,... todos unidos por un objetivo común: la evangelización de los pueblos, para que la Palabra del Señor se implante allende los mares, y Jesucristo sea amado y conocido por hombres y mujeres de toda raza, lengua, pueblo y nación.

Es bonito saber que más allá de los límites de mi iglesia local, sea en francés o en ruso, en español o en italiano, somos convocados en un mismo día a colaborar con la causa misionera.

Viendo estos carteles reunidos aquí, percibimos la catolicidad de la Iglesia, es decir, la universalidad de su presencia salvífica en todos los continentes, signo de la unidad de toda la humanidad en Cristo Jesús, más allá de las fronteras y de las diferencias que dividen a la gran familia humana.

Celebremos el Domund invocando la gracia del Espíritu Santo, que guía y sostiene la acción misionera del pueblo de Dios, celebremos el Domund también con María, la llena de gracia, estrella de la nueva evangelización y auxiliadora de los pueblos de la tierra. Amén.